lunes, 13 de julio de 2015

Con AMC es más fácil para quien cocina y todos podemos aprender

Ahora que llegan las vacaciones y tenemos más tiempo libre vamos a proponer que la cocina y las tareas las compartamos.

Avisador y visiotherm
Las formas de comer y preparar los alimentos se ha visto alterado profundamente como consecuencia de diversos factores (trabajo, sistemas de producción, nuevas situaciones familiares...) lo cual no significa que no podamos comer bien, sano y de una forma rápida.

. Desde que cocinamos con productos AMC  la calidad de vida de quien cocina en casa se ha elevado, pero ello no significa que no tengamos que compartir esta y otras labores con aquellos/as que se dedican a las labores del hogar.

Ser ama/o de casa no es tarea fácil: Preparar el desayuno, vestir a los niños, llevarlos al colegio, pensar en la comida del día, limpiar, coser, comprar, planchar, preparar la comida, barrer, sacudir, lavar, tender, acomodar la ropa, poner la mesa, recoger la mesa, lavar los platos, hacer la limpieza de la cocina, la limpieza del baño, cuidar las plantas, cambiar los focos, planificar los gastos, limpiar los cristales…

Aprendemos y compartimos
Todo esto son apenas unas pocas de las muchas tareas del ama/o de casa, la cual muchas veces hace demasiado, sin reconocimiento, y sin que ella misma disfrute del día como tanto merece. Evidentemente no todas las situaciones son iguales y seguramente habrá amas de casa que se sienten valoradas y apoyadas en lo que hacen, pero también es cierto que la gran mayoría comparten muchas insatisfacciones.

La persona que se encarga  de la casa debería incorporar actividades que la hagan sentirse cómoda y satisfecha consigo misma, por lo que los demás miembros debemos de tratar de disminuir el trabajo de la casa, asignando actividades a la pareja y los hijos que ya estén en edad de contribuir, aun en una mínima parte, la cocina puede ser uno de esos trabajos, aprendiendo e involucrándonos cada día más todos lo miembros de la familia. Los productos AMC nos dan la oportunidad de aprender a cocinar de una forma fácil, limpia y  sana al alcance de todos, tenemos indicadores visuales y acústicos de una simpleza que hasta un niño vigilado puede aprender a manejar, hasta una forma de cocinar automática que hace fácil lo difícil.  

Para las personas el hecho de  sentirse comprendidas, valoradas, apoyadas y amadas, disminuye la frustración y la tensión; aumentando así la motivación y el entusiasmo para realizar las labores cotidianas. Desde aquí nuestra admiración a las personas que dedican su tiempo y cariño a los demás y a los que tenemos que corresponder.



No hay comentarios:

Publicar un comentario